lunes, 1 de octubre de 2007

ORACIÓN A SAN GERARDO


Oh Jesús, Redentor nuestro, te adoramos y te bendecimos
por tu gran amor. Te damos gracias por la vida de
San Gerardo Mayela. A través de su intercesión,
hoy sigues bendiciendo a nuestra comunidad.

Infunde en nosotros el espíritu que movió a San Gerardo.
Que su amor a ti, su fe y su esperanza también
sean las fuerzas que nos muevan a nosotros.
Haznos sensibles a tu presencia para que también nosotros
sepamos descubrirte en las personas más humildes y sencillas.
Que procuremos, como él, buscar y hacer tu voluntad,
aún cuando esto nos pueda traer dificultades.

Bendice Padre, Tú que eres el Dios de la Vida,
a nuestras familias. Colma de bendiciones, a través de
San Gerardo, a todos los niños, a los jóvenes
y a todas las mujeres que están por traer vida al mundo.
Que, como San Gerardo, también nosotros sepamos
amar y defender la vida. Que en cada persona descubramos
un ser sagrado, en quien Tú te nos manifiestas.

Danos, Señor, la gracia de querer ser santos.
Te lo pedimos por la intercesión de San Gerardo.
Tú que vives y reinas por los siglos
de los siglos. Amén.